Diario
Exposiciones

La figura humana en Berni y Spilimbergo
Por Adriana Lauría

La amistad entre Antonio Berni y Lino Enea Spilimbergo se inició en Europa, cuando ambos formaron parte de ese entusiasta grupo de artistas argentinos conocidos como “los muchachos de París”. Los unió la formación en el taller de Lhote, la admiración por las pinturas murales del primer renacimiento italiano, las ideas de izquierda y su respectivas parejas francesas, Paule y Germaine, que muchas veces fueron modelos de retratos y composiciones de entorno doméstico. De vuelta en el país, su amistad prosiguió a través de una comunidad de intereses ideológicos, gremiales y estéticos.

Berni y Spilimbergo junto a otros colegas en París, 1928.

El realismo de tema social que Berni enarbolaba como bandera artística, fue para Spilimbergo una opción temática privilegiada, incluso antes de ir a Europa a perfeccionarse. En sus figuras desamparadas, habitantes de regiones paupérrimas del país, puede apreciarse ya su extraordinaria habilidad y dominio de los medios técnicos, entonces deudores del naturalismo académico.

En Europa ambos dominaron la síntesis formal, la claridad de la geometría y el análisis de las formas que facilita la depuración y la concentración expresiva. También abrevaron en el insomnio metafísico de de Chirico, en sus atmósferas sugerentes, que les proporcionaron un acercamiento nuevo al mundo de los objetos y la facultad de estructurar un espacio grávido de significados.

Lino Enea Spilimbergo. Retrato, 1936. Colección Palais de Glace, Buenos Aires.   Antonio Berni. Retrato, 1939. Colección Museo Provincial de Bellas Artes Rosa Galisteo de Rodríguez, Santa Fe.

Estas características sumergen a sus personajes en un silencio ensimismado. Cierta pasividad en las posturas, la expresión melancólica de los rostros, acentuada por profundas miradas de grandes ojos, detienen a estas potentes figuras, por un instante, en la constatación de su propia existencia. Aún aquellas que están en actividad, como la costurera de Primeros pasos y La planchadora, parecen suspender su monótono trajín, para asumir ese momento introspectivo. Incluso la niña que ensaya su danza en Primeros pasos congela su gesto, en una actitud que tiene algo de asombrada invocación.

Los espacios acotados en que se desenvuelven los retratos acentúan la monumentalidad de las figuras, de por sí elaboradas con vigorosas soluciones volumétricas. Las vestimentas, así como otras zonas de estos trabajos, pueden estar tratadas con minuciosa atención y revelar la riqueza de las texturas –La mujer del sweater rojo de Berni– o, por el contrario, ser manejadas sintéticamente como en Figura o Retrato de Spilimbergo. Esta circunstancia no impide encontrar entre ellos una comunidad perceptible de soluciones pictóricas y de impalpables sugerencias.

Lino Enea Spilimbergo. La planchadora, 1936. Colección particular, Buenos Aires. Antonio Berni. Primeros pasos, 1937. Colección Museo Nacional de Bellas Artes, Buenos Aires.

–––––

Este texto es un fragmento del ensayo "Correlatos entre Berni y sus contemporáneos. Diálogos argentinos", publicado en el catálogo que acompañó a la exposición: Berni y sus contemporáneos. Correlatos (Malba, 2005). 

Sobre la serie Circulación: en estas semanas de aislamiento y retracción, buscamos propiciar la circulación de ideas a través de la recuperación de una serie de textos y materiales que acompañaron a las exposiciones de Malba a lo largo de sus 18 años de vida.

Actividades Relacionadas

Curadora: Adriana Lauría

Antonio Berni Correlatos

11.03— 16.05.2005

Berni y sus contemporáneos
Correlatos

La muestra reunirá por primera vez cincuenta trabajos clave de la producción de Antonio Berni junto a otras cincuenta obras de diecinueve artistas argentinos.

+ info

Diario

Adriana Varejão
Historias en los márgenes

La obra de Adriana Varejão rescata y cruza diferentes historias, tejiendo múltiples narrativas y referencias: de la historia del arte al arte religioso, de la azulejería a la cerámica, de China al Brasil, de la iconografía colonial a las imágenes producidas por los viajantes europeos y al arte académico, de la geometrización de los espacios arquitectónicos a la cuadrícula modernista, de los temas acuáticos a los mapas.

Por Adriano Pedrosa

Diario

Extravíos con Víctor Grippo

En 2012, Malba organizó la exposición Victor Grippo. Homenaje, una selección de 20 obras antológicas, con objetos, instalaciones, obras en proceso, cajas y ambientaciones reconstruidas especialmente para la ocasión. Este ensayo de Marcelo Pacheco fue publicado en el catálogo que acompañó a la muestra.  

Por Marcelo Pacheco

Diario

Las Cosas de Rubén Santantonín

Artista autodidacta, Rubén Santantonín hizo su primera aparición pública a fines de los 40 con una imagen geométrica, muy en boga en aquellos años del arte concreto.

Por María José Herrera

Diario

»Instrucciones»
de Yoko Ono

Recuperamos algunas "instrucciones" de Yoko Ono –presentadas en Malba en 2016– que resuenan especialmente en estos tiempos.

1961-1996

Diario

El tiempo de Liliana Porter

En 2013 Malba presentó la exposición de la artista argentina Liliana Porter El hombre con el hacha y otras situaciones breves, donde, junto con una gran instalación que Porter realizó especialmente para la muestra, se exhibieron también algunos de sus trabajos sobre papel del mismo año.

Diario

Algún lugar / Ningún lugar

En 2008, Malba produjo una gran exposición individual del artista norteamericano nacido en Cuba Félix González-Torres (1957-1996), uno de los exponentes clave de la escena artística internacional en los años 80 y 90, que marcó fuertemente el arte contemporáneo actual.

Sobre la obra de Félix González Torres

Diario

Vertical: la ciudad y los emblemas de poder

Fragmentos del ensayo de Christian Ferrer incluido en el libro que acompañó a la intervención urbana La democracia del símbolo, de Leandro Erlich (Malba, 2015).

Por Christian Ferrer

Diario

Sueños a destajo

La vida de los sueños y el poder de sus imágenes han sido un tema recurrente en la historia de las artes, con momentos y artistas en los que han cobrado una especial relevancia.